Análisis: DmC Devil May Cry (Por @Xehanort_KH)


Nueva colaboración en el blog Hobbie Street, en esta ocasión, de la mano de Xehanort_KH. Estos meses, el autor de análisis como Batman Arkham City o Bioshock Infinite ha estado jugando una gran variedad de juegos de diferentes géneros, y en los meses venidores va a analizar en el blog algunos de ellos, comenzando por este DmC Devil May Cry de Capcom, uno de los juegos más polémicos de la pasada generación por el cambio radical que supuso para la saga de Dante. Un cambio de tercio, de protagonista, e incluso de registro, que hicieron poner el grito en el cielo a los fans como pocas veces se vio, lo cual luego pasó factura al juego.

Los reboot son un terreno pantanoso, ya que deben adaptar licencias clásicas a nuevas fórmulas sin enfadar a los fans. A veces pueden salir muy bien (Tomb Raider) y otras pueden ser auténticos desastres que levanten ampollas y voces detractoras hacia este nuevo mundillo que se está creando. Sea como sea, en este texto podréis descubrir si DmC pertenece a una u otra categoría desde el punto de vista de Xehanort_KH, y si, ahora que está barato, podría merecer una oportunidad. Os dejo con él.


(El texto de análisis es íntegro de Xehanort_KH, y, por lo tanto, refleja su opinión personal.)

 

Tras un tiempo sin escribir nada, vuelvo con un análisis más. Esta vez con el polémico reboot de la saga Devil May Cry, pero antes comentaré un poco mi relación con este juego. Yo no me considero un fan de la saga, creo que tengo que dejarlo claro. No es que no me guste, simplemente no me entretienen tanto como para tenerlos en un altar. Aun así he jugado a todos (incluso a la criticada segunda parte, que por cierto no me pareció tan malo) y puedo tener una opinión sólida sobre esta nueva entrega.

Por esto, y aprovechando una oferta de 14 días gratis de PS Plus, aproveché para poder disfrutar de esta entrega y así ver con mis propios ojos si tan malo era.

Historia

En este reboot nos presentan a un nuevo Dante, joven y gamberro, con un aspecto totalmente diferente al Dante de antaño, que es constantemente perseguido por los demonios para acabar con su vida. Todo esto se desarrolla en una ciudad gobernada por los demonios, con Mundus como líder. Pero un día todo cambia para Dante, cuando es contratado por una organización llamada La Orden, que busca quitar a Mundus del poder y devolver el mundo a los humanos.

De esta forma nos presentan también a un personaje habitual de la saga, Vergil, que lejos de querer matar a su hermano, esta vez le va a ayudar a derrotar a Mundus. Es el líder de La Orden. Junto a él, aparece un nuevo personaje llamado Kat. Se trata de una chica que trabaja para La Orden y que ayudará a Dante durante su cruzada contra Mundus.

Eso es un poco lo que nos vamos a encontrar durante el juego. En líneas generales es un poco pobre el desarrollo. Apenas se profundiza algo en los personajes (vas conociendo el pasado de Dante y poco más). Aparte, en el caso de Vergil, se ha convertido en un personaje cuyas motivaciones son un tanto confusas. Al principio quiere una cosa y al rato otra…

Sobre el protagonista, Dante, se ha convertido en lo que es el modelo de chaval de 15 años de hoy en día: sin modales, irrespetuoso y arrogante. Coincido en que en DMC 3 era más o menos así, pero sigue chocando. En definitiva, una historia sin “chicha”, con unos personajes desaprovechados y unos enemigos nada carismáticos. Una decepción a todas luces.

PD: No aparecen ni Lady ni Trish, personajes clásicos de la saga.

Gráficos

El diseño artístico del juego no está tan mal, no así el de los personajes que es un poco pobre. Por romper una lanza a su favor, el diseño de los enemigos está bastante bien, consigue hacer que sean literalmente asquerosos, cosa que logra muy bien.

El diseño de escenarios es variado. Desde calles que tienen un aire a Italia hasta abismos subterráneos y discotecas muy “luminosas”. No obstante no llega a los impresionantes escenarios de anteriores DMC, mezclando lo oscuro con lo místico.

Y en referencia al diseño de personajes, para los pocos que hay no está mal, aunque tampoco es el santo grial de los diseños.En cuanto a la optimización, no he notado caídas notorias de frames ni nada grave. Si acaso un poco de tearing pero nada más. Abreviando un poco: artísticamente es aceptable sin más y está bien optimizado.

Sonido

Lo único que voy a criticar en este apartado es la ausencia de un main theme como ‘Devils Never Cry’ o ‘Shall Never Surrender’. Por lo demás tiene una banda sonora más “death metal” que la de sus predecesores. En general es una buena banda sonora para un juego de este género y de esta temática; destacarían algunos temas como ‘Combichrist’ o ‘Lillith’s Club’.

Jugabilidad

Si habéis jugado a anteriores Devil May Cry, recordaréis que en cuanto a jugabilidad hay muchas posibilidades: pistolas, escopetas, lanzagranadas, espadas, hachas… en este reboot se mantiene la variedad en cuanto ataques podemos realizar para masacrar a los demonios, pero con ligeros cambios. Dejando a un lado las armas de fuego (que normalmente suelen ser un “añadido” a nuestros ataques melee) nuestros ataques cuerpo a cuerpo en esta entrega se dividen en dos ramas: demoníacos y angelicales.

Al principio sólo dispondremos de ataques demoníacos que se ejecutan al pulsar el botón de golpe fuerte o el de golpe especial. Estos ataques en la mayoría de ocasiones nos servirán para hacer trizas a los enemigos con la mayor potencia posible. Una vez dispongamos de los ataques angelicales, normalmente nos servirán para apalizar a un gran número de enemigos al mismo tiempo a cambio de realizar golpes más débiles en contrapartida con los ataques demoníacos. Estos ataques se activan manteniendo pulsado el botón L2 en el caso de la versión para Playstation 3 que es la que he jugado.

La diferencia entre ambos tipos de ataques sería algo así: Ataques demoníacos sacrifican velocidad por potencia, y ataques angelicales sacrifican potencia por velocidad. Esto hace que ejecutar combos con distintos tipos de ataques sea sin duda lo más entretenido del juego. Te diviertes y mucho en las batallas creando combos (tanto terrestres como aéreos) combinando golpes angelicales con demoníacos y enlazando con armas de fuego…

En esta entrega también disponemos de un ránking de combos como en anteriores Devil May Cry, algo que animaba a los jugadores a hacer combos largos y compplicados. Estos ránkings van desde la ‘D’ hasta la ‘SSS’ siendo este último “rango” el más difícil de obtener por la complicación de encadenar combos largos y variados en un corto espacio de tiempo. Lamentablemente o afortunadamente para algunos, en esta ocasión conseguir ‘SSS’ en una batalla es asombrosamente fácil en este juego, algo que era impensable antes. Prácticamente se puede llegar a ese rango repitiendo el mismo ataque una y otra vez, lo que quita un gran incentivo a la hora de crear combos vistosos.

Dejando de lado los combos y armas, en este DmC también encontramos el modo demonio como en previas entregas de la saga. No revela ninguna innovación que no hayamos visto en otros juegos del género o de la saga, básicamente aumenta tu fuerza y regeneras gradualmente tu vitalidad. Lo único “vistoso” es que el color de la pantalla cambia a un aspecto de negativo.

El sistema de objetos es igual al de anteriores Devil May Cry así que no hay mucho que comentar al respecto. Como dato añadido que casi me olvido comentar, a lo largo del recorrido en la historia nos encontraremos llaves especiales (de bronce, plata y oro). Estas llaves nos permitirán abrir sus puertas correspondientes que nos llevarán a un desafío. Dichos desafíos pueden ser desde un simple desafío de contrarreloj (mata a x enemigos antes de que se acabe el tiempo, por ejemplo) a desafíos de supervivencia (aguanta x minutos sin morir, por ejemplo). El premio que recibiremos por completar estos desafíos nos servirán para mejorar a Dante.

Para finalizar este apartado, comentar que es el menos criticable de todos. Ninja Theory ha hecho un trabajo sólido en este aspecto. Lo malo es que no siempre una buena jugabilidad te hace seguir jugando a un juego, hace falta más.

Extras

Como comenté al principio de este texto, aproveché la suscripción gratuita de 14 días para jugar a este juego, por lo que no indagué mucho tras completar su historia así que realmente no sé si hay algo más a lo que voy a comentar, no obstante escribiré sobre lo que pude experimentar.

La historia del juego la completé en una tarde y no exagero. Estuve una tarde entera con el juego y me duró alrededor de 6-7 horas lo que lo convierte en un juego muy corto para lo que estamos acostumbrados en este género. Una vez completamos el juego, se desbloquea un nivel de dificultad extra.

Además, podemos completar aquellos desafíos que no completamos o intentar mejorar nuestra marca en los niveles. Si realmente te ha gustado este juego, en el post-game vas a tener cosas por hacer, de eso no hay duda.

Conclusión

Si lo comparamos con entregas anteriores, este reboot es un paso atrás. Sí, mantiene un sistema de combate entretenido como en los juegos desarrollados por Capcom (recordemos que este lo desarrolla Ninja Theory) pero sin embargo en los otros aspectos de juego no llega a un nivel dogno de elogio. Por una cosa u otra palidece frente a sus antecesores. Para hacer las cosas así, mejor dejarlas como estaban.

Y eso sería todo, espero que les haya gustado este análisis. ¡Nos vemos!


Gracias por tu tiempo, y por leer el artículo.

Un saludo.

Anuncios

Acerca de JC_ADX

23. Psicólogo y escritor. Autor de las novelas Memorias de un Oscuro Deseo e Hija del Agua. Creador del blog Hobbie Street. #YNWA Ver todas las entradas de JC_ADX

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: